martes, 12 de junio de 2007

Andragogía (M. Knowles)

Introducción:

La Teoría de Andragogía de Knowles es un intento por desarrollar una teoría específicamente para el aprendizaje adulto. Knowles enfatiza que los adultos son autodirigidos y esperan asumir responsabilidad por sus decisiones. Los programas de aprendizaje adulto deben acomodarse a este aspecto fundamental.
La andragogía hace los siguientes postulados a cerca del diseño del aprendizaje: (1) Los adultos necesitan conocer por qué ellos necesitan aprender algo. (2) Los adultos necesitan aprender experiencialmente (3) Los adultos se aproximan al aprendizaje como una situación de resolución de problemas (4) Los adultos aprenden mejor cuando los tópicos son inmediatamente evaluados.

En términos prácticos, andragogía significa que la instrucción para adultos necesita focalizarse más sobre los procesos y menos sobre el contenido que está siendo enseñado. Estrategias como casos de estudio, juego de roles, simulaciones y autoevaluaciones son los métodos más eficientes. Los instructores adoptan un rol de facilitador de los recursos más que de conferencista.
Usos y aplicación:
La andragogía se aplica a cualquier forma de aprendizaje adulto y ha sido usada extensivamente en el diseño de programas organizacionales de entrenamiento (especialmente para habilidades “suaves” como gerencia)
Ejemplo:
Knowles (1984, Apéndice D) proporciona un ejemplo de aplicación de los principios de la andragogía al diseño de un programa de entrenamiento en computación:
Es necesario explicar por qué las cosas específicas deben ser bien enseñadas (v.g. ciertos comandos, funciones, operaciones, etc)
Las instrucciones deben ser orientadas a la función en vez de a la memorización. Las actividades de aprendizaje deben estar dentro del contexto común de las tareas que serán realizadas.
Las instrucciones deben tomar en cuenta el amplio rango de conocimientos de los aprendices; los materiales y actividades de aprendizaje deben permitir diferentes niveles y tipos de relaciones de las experiencias pasadas con las computadoras.
Puesto que los adultos son autodirigidos, la instrucción debe permitir que los participantes descubran cosas por sí mismos, proporcionando una guía y ayuda cuando se cometan errores.
Principios:
1. Los adultos necesitan ser involucrados en la planeación de la enseñanza y de la evaluación del aprendizaje.
2. La experiencia (incluyendo los errores) proporcionan las bases para las actividades del aprendizaje.
3. Los adultos se muestran más interesados en el aprendizaje de temas que tienen inmediata relevancia para su trabajo o su vida personal.
4. El aprendizaje de los adultos está más centrado como una actividad de resolución de problemas que de adquisición de contenidos.
Referencias:
Knowles, M. (1975). Self-Directed Learning. Chicago: Follet.
Knowles, M. (1984). The Adult Learner: A Neglected Species (3rd Ed.). Houston, TX: Gulf Publishing.
Knowles, M. (1984). Andragogy in Action. San Francisco: Jossey-Bass.
Sitios Web Relevantes:

1 comentario:

Julia Esperanza dijo...

A medida que se alcanza la madurez, el individuo actua movido por su objetivo de perfeccion, crecimiento y por la necesidad de aprender algo mas, asi como por su compromiso de actualizacion y adaptacion a los constantes cambios del mundo actual.
Un punto a resaltar en este recurso es lo referente a la autoevaluacion , la cual considero debe ir ligada a la autonomia, que segun mi expreiencia es un punto relevante a incentivar desde la escuela siendo reforzado en el paso universitario.

De igual manera, la importancia que se da al rango del conocimiento de los aprendices hace el proceso mas evolutivo. El docente debe siempre partir de las capacidades del grupo, debe conocerlo y analizarlo a medida que el proceso transcurre. Su objetivo debe ser contribuir al enriquecimiento de sus pupilos y no al estancamiento de estos.
Debe proporcionar herramientas practicas partiendo de la experiencia de cada uno de sus estudiantes.
Considero que el adulto da mayor importancia al tiempo y su que-hacer que un adolescente, lo que compromete mas al docente en la relacion teorico-practica de sus cursos.

Julia Bacca